Las charlas familiares sobre el peso son un riesgo para los adolescentes.

alimentación saludable

– Marina Muñoz Cervera –

El papel de los padres en la conducta alimentaria de sus hijos es crucial.

Muchos se plantean cómo deben enfocar sus charlas respecto de alimentación hacia sus hijos porque en un tiempo en el que la obesidad es una preocupación importante, podrían proyectar hacia ellos su propia inquietud.

Una noticia publicada en El Mundo.es Salud, a primeros de este mes, nos refiere los resultados de un interesante estudio que habla sobre este tema (1).

La investigación que aparece en la revista JAMA Pediatrics (1) con el título: Parent Conversations About Healthful Eating and Weight, en agosto del 2013 y fue  llevada a cabo en el año 2010, con un total de 2793 adolescentes de una edad media de 14,4 años y con 3709 padres de una edad media de 42,3 años, pertenecientes a grupos étnicos y socioeconómicos variados (2), refiere que dependiendo del enfoque del tema las charlas podrían resultan tanto beneficiosas como dañinas (1) (2).

Los objetivos del estudio fueron establecer las asociaciones existentes entre las conversaciones familiares sobre la alimentación saludable y el peso, con los hábitos de comida desordenados en los adolescentes (2).

Sus resultados demostraron que las madres que mantenían charlas sobre dietas de adelgazamiento y control de peso con adolescentes obesos o con sobrepeso, provocaban que sus hijos fueran más propensos a las dietas y adoptasen métodos no saludables de alimentación con tendencia a atracones (1) (2).

Sin embargo, en las familias que conversaba sobre hábitos alimentarios saludables, los adolescentes fueron menos propensos a este tipo de trastornos (1) (2).

Las conclusiones del estudio fueron que las charlas centradas en el peso y tamaño corporal se asocian con mayor riesgo de trastornos alimentarios en los adolescentes. Y que las conversaciones en torno a una alimentación saludable tienen un efecto protector sobre la conducta alimentaria de los hijos  (2).

“Los padres deberían evitar los padres centrarse en el peso o la necesidad de adelgazar y, en cambio, dirigir sus conversaciones hacia una alimentación saludable” sin hacer referencia a los kilos, señalan los autores, quienes subrayan que esto es especialmente importante en el caso de que los hijos ya tengan problemas de sobrepeso u obesidad (1).

La adolescencia es una etapa de la vida trascendente puesto que el organismo está en desarrollo y crecimiento. Los estímulos son claves y del mismo modo que el marketing sobre alimentos y bebidas poco nutritivos y muy atrayentes, tiene un efecto demoledor sobre los niños y adolescentes, las conversaciones que se mantienen en la familia van a determinar su futuro.

Enlaces relacionados:

Influencia de la cultura de los padres en la alimentación de sus hijos.

Fuentes bibliográficas:

(1) Cristina G. Lucio. El Mundo.es. “Cuidado con cómo habla del peso con sus hijos”. Madrid 7-8-2013.
(2) Jerica M. Berge, Rich MacLehose, Katie A. Loth, Marla Eisenberg, Michaela M. Bucchianeri, Dianne Neumark-Sztainer. “Parent Conversations About Healthful Eating and Weight”.
AMA Pediatr. 2013;167(8):746-753. doi:10.1001/jamapediatrics.2013.78.

Última revisión: 29-10-19

Una respuesta a “Las charlas familiares sobre el peso son un riesgo para los adolescentes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s